La llegada de la primera mujer a la empresa familiar de Ron Brugal ha dado un giro a la visión de la marca dominicana. Renovarse o morir, adaptarse a nuestra forma de vida, es la intención de Brugal con esta nueva bebida que nos ofrecen.
Brugal Suspiro Brugal Suspiro
Brugal Suspiro no es un ron más, la frase de "vamos a tomarnos un roncito" ya no nos pesará tanto, porque Brugal Suspiro sólo tiene 55 calorías, las mismas que una manzana para ser más exactos. Dentro de la filosofía de la bebida está compartirla, tú eliges, pero la idea es reunirse con amigas a disfrutar de un riquísimo cocktel, reírse mucho, y saborear esos momentos que sólo entre chicas podemos vivir. Pintarse las uñas, cotillear, o montarse una buena fiesta de pijamas son cosas que sazonadas con esta bebida espirituosa se coronarán como experiencias inolvidables. Sólo nosotras sabemos lo agradecidas que podemos estar ahora que sólo tendremos que bailar por deseo propio, y no para gastar calorías, pero que las caderas no paren con el ritmo sabrosón que nos trae desde el caribe Brugal Suspiro. Lucía Fernández Alonso (Luceral)