Seguro que todos nosotros, en algún momento de nuestra infancia, hemos querido tener una niñera como Mary Poppins. Alguien que nos educara a través de la magia, que nos sorprendiera cada día con un plan nuevo y alocado para entretenernos. Pero el camino que tuvo que recorrer Walt Disney para traer a Mary Poppins a nuestras pantallas no fue algo sencillo. La película "Al encuentro de Mr. Banks", que cuenta con Emma Thompson y Tom Hanks como cabeza de reparto y se estrena en nuestros cines el próximo fin de semana, narra los problemas que tuvo Disney para conseguir los derechos del libro que inspira la película sobre la vida de esta niñera mágica. P. L. Travers, autora de la saga, era una mujer con carácter que acostumbraba siempre a tener la última palabra, y se oponía a que Disney cambiara la esencia de su personaje.
Cartel de la película Cartel de la película "Al encuentro de Mr. Banks"
Pamela L. Travers tuvo una infancia dura que marcó su obra. El personaje de Mary Poppins está inspierado en una tía de la autora, Ellie, que cuidaba de ella y su hermana. Muchos de los elementos más característicos de la niñera son copiados de los accesorios que llevaba ella, el famoso paraguas con el mango del loro, y la adorada maleta de piel de la cuál la tía, al igual que Mary Poppins, siempre sacaba elementos con los que sorprenderlas. La mujer de los libros era una persona mucho más dura que la que conocemos gracias a las películas de Disney. Éste dulcificó el personaje para que los niños pudieran soñar con esa niñera que sobrevolaba los tejados colgada de un paraguas. Diane, la hija de Walt, no paraba de hablar a su  padre de este personaje de cuento que había conocido a través de los libros de Travers. Fue entonces cuando el magnate de películas infantiles comprendió el gancho que podía tener ese personaje y empezó una intensa lucha para conseguir los derechos del libro.
Fotograma de la película Mary Poppins Fotograma de la película Mary Poppins
Con motivo del próximo estreno sobre los orígenes de este gran clásico infantil, en Vanidad hemos querido hacer una lista de cosas curiosas sobre Mary Poppins que quizá no sepas: - ¿Sabías que a Walt Disney le costó casi 20 años conseguir los derechos del libro? - La autora no estaba nada conforme con la imágen dulce de la niñera que había creado Walt Disney, ni tampoco estaba conforme con las secuencias animadas que se habían introducido en la película. - La autora no estuvo invitada al estreno de la película en Hollywood aunque consiguió colarse en el evento. - El pelo que lucía Julie Andrew en la película era realmente una peluca. - El actor David Tomlinson, que se encargaba de dar vida al Señor Banks, también fue el encargado de poner voz al loro del paraguas. - Los niños Michael y Jane Banks, interpretados por Matthew Garber y Karen Dotrice, trabajaron juntos en otras dos películas, una rodada antes y otra después de la exitosa Mary Poppins. - La escena del baile en los tejados llevada a cabo por los deshollinadores empezó durando 9 minutos, para ser recortada a 2 y finalmente ampliada por Walt Disney a 14 minutos. - Dick Van Dyke no había dado clases de baile antes. - Los músicos Robert Sherman y Richard Sherman empezaron a trabajar en la música de la película años antes de adquirir los derechos de la misma. - Los hermanos Sherman tardaron dos semanas en componer la maravillosa palabra que pretende expresar todo lo que sentimos cuando nos quedamos son palabras "Supercalifragilísticoespialidoso". Seguro que después de este vídeo, la canción te acompañará durante todo el día. Y es que hay cosas que se meten en la cabeza y no salen, los buenos recuerdos de la infancia y este Supercalifragilísticoespialidoso son una de ellas. Rosa Egea